*Ni el Gobierno Nacional con su Ministerio del Transporte y la Agencia de Infraestructura ANI, ni las Superintendencias a cargo, ni el Gobierno Departamental con su Instituto de Transporte, ni la alcaldía de la Zona Bananera y mucho menos la Policía de Tránsito, se percatan del fenómeno que afecta a los colombianos.

Es increíble, miles de conductores junto a sus familias que viajan por turismo o negocio hacia Santa Marta o que ya han disfrutado de sus vacaciones y regresan a casa por la carretera Troncal de Oriente, viven un verdadero suplicio. Desde hace más de siete meses hay paso sobre un solo carril en el puente sobre el Río Frío en la Zona Bananera y ese hecho es suficiente para que el paso entre la capital del Magdalena y el peaje ubicado en el municipio de Aracataca, se tarde en recorrerse  siete horas como minino, cuando normalmente es de una hora .

Pero no solo son turistas los que sufren el tortuoso paso de las horas en medio del inclemente sol de día o los sancudos de la noche, ancianos, niños, enfermos, cargas con alimentos perecederos, animales viven este drama de algo que hoy no tiene explicación ni solución de nadie.

Los conductores logran pasar el puente sobre el Río Frío, luego de un largo tiempo de espera//

Es increíble, los días pasan y nadie da respuesta a la situación. ¿Qué es lo que ocurre con el puente sobre el Río Frio?, es más, ya hace parte de los misterios más célebres del mundo, así como se habla del monstruo Nessie  del lago Ness, un profundo espejo de agua dulce cerca de la ciudad de Inverness en Escocia, el ministerio de Pie Grande y el triángulo equilátero situado en el océano Atlántico, entre las islas Bermudas, Puerto Rico y Miami, llamado el Triángulo de las Bermudas donde se  dice que han desaparecido barcos y aviones. Hoy se habla del misterio del Puente sobre el Río Frío.  

El tiempo pasa y hace ya más de seis meses que se habla de la intervención a la estructura de este puente, pero al pasar del tiempo, es poco lo que se ve, nunca hay grandes acciones de ingeniería, solo barricadas y uno que otro hombre apostado allí viendo como desde las 5 am y hasta las 12 de la noche se arman los peores trancones de Colombia, porque solo hay habilitado un carril para cruzar el puente.

Es increíble, un conductor que logre sortear al otro peor enemigo del turismo como son las cámaras fotomultas en un viaje que de Bogotá lo conduzca a Santa Marta, tiene programado cruzar al país en 16 horas como mínimo, pero luego de pagar el último peaje en Aracataca se enfrentará al tremendo trancón que genera la crisis en el puente en mención y ahí podrá durar entre 5 y 7 horas, para un total de viaje de entre 22 y 25 horas.

Habitantes del municipio Zona Bananera, son los que a diario sufren con el fenómeno de un puente en reparación, pero nunca reparan//

Si las personas se van cargados de energía, recuerdos y felicidad luego de unas felices vacaciones en Santa Marta, al cruzar la Y de Ciénaga, ¡olvídate! Ahí empieza la tormenta, se apagan motores y por largas horas hay que esperar cruzar el puente.

Es inaudito, en plena hora de alta temporada de turismo, esté ocurriendo esto, solo anoche 5 de enero del año 2021, la cola de carros llega a solo mil metros de la Y de Ciénaga y al otro lado a dos kilómetros del peaje de Aracataca, es decir hoy, la Troncal de Oriente es una vía paralizada por una obra que no está en obra y donde, se escucha a menudo ¡Que mamera, yo no regreso a Santa Marta!

Son ya más de seis meses de esta situación de trabajos a paso de tortuga sobre el puente, convirtiéndose en una gran crisis, porque los colombianos decidieron no temerle a Ómicron y salieron a viajar en busca de sol, playa y mar, en especial y de eso no se han dado cuenta las autoridades.

Inexplicable, el misterio del puente sobre Río Frio, no ha tenido la debida atención ni de la Concesionaria YUMA, de quien se dice está a cargo de los supuestos trabajo, ni del Gobierno Nacional, a través del Ministerio del Transporte, la Agencia Nacional de Infraestructura-ANI-.

Las filas de automóviles, camiones y tractocamiones se hacen eternas, la venta informal hace su agosto en enero//

Pero también ha faltado liderazgo y acción por parte del gobierno departamental a fin de solicitar celeridad a la solución del problema y desde la dirección de Tránsito Departamental uno que otro pañito de agua tibia, por ejemplo, hubo paso a dos carriles el pasado 24 de diciembre. Increíble, ¿Qué será lo que pasa en ese puente? ¿Por qué puede haber paso un día y al otro no? ¿Por qué si vuelve a un solo carril no hay personal coordinando el paso?

Solo ayer entre la tarde y la noche habían más de cuatro mil vehículos con la intención de cruzar la estructura amarilla y dos policías de la Estación de Río Frío, que llegaron luego que los celulares del comando no dejaran de sonar ante la queja de miles de usuarios de la vía, pretendían servir para coordinar la enorme tarea. ¡Imposible!

No hay duda, no hay ninguna acción seria, coordinada, planeada  por parte de la Policía del Magdalena para aportar a la solución de la crisis, el desespero de horas de espera para avanzar unos metros, el temor de quedar sin combustible o el traslado de personas enfermas, hace que la gente haga valer  la ley del más fuerte, entonces especialmente tractomulas tratan de avanzar primero que otros, y del trancón inicial nacen nuevos bloqueos y que decir si algún vehículo llegase a tener un desperfecto mecánico ¡madre mía!  

El pasado 24 de diciembre se dio apertura a dos carriles del puente, pero hoy cuando regreso el paso a un carril, regreso el infierno//

La alcaldía de la Zona Bananera, es otra ausente de la crisis, no se sabe si el alcalde Efraín Ortega, nuestro querido ‘Tony’ está enterado de este monumental problema que sucede en las narices de su gobierno, o si está ocupado inspeccionando vallas de publicidad política pagada, a ver si las fotos del aspirante a la Cámara de Representante Holmes Echeverria quedaron con las cejas bien pegadas.

El misterio del puente sobre el Río Frío, está presente, la situación hace un grave daño a la economía si de celeridad se trata, un producto que demore más de cinco horas en llegar a su destino dentro de un cronograma es perdida, hay vidas en peligro porque por mucho que suenen las sirenas de una ambulancia ¡olvídate, no pasas! Y hasta los candidatos al Congreso de la República, pierden el año, sus reuniones y posibles votantes se los quedan esperando en la reunión por horas y prefieren irse a casa. Así están las cosas señores.

Hoy será un nuevo día de crisis allá en la Troncal de Oriente el epicentro la Zona Bananera, se imaginan el desesperante momento de los días subsiguientes al puente festivo más intenso del turismo, como es el puente de reyes.

¡Ojalá no tengamos nada que lamentar!        

Cruzar el puente de río Frío en la Zona Bananera, es haberle ganado la batalla a la decidía gubernamental//