*El colegio Versalles en su sede bachillerato fue el epicentro de este campeonato que es uno de los más organizados y de mayor proyección en Santa Marta a fin de criar karatecas que defiendan los colores de la ciudad y el departamento en justas locales, regionales y nacionales.

Juan Salas Mejía tuvo un Kata casi perfecto con calificación de 8.0 y 7.8 llevándose en su categoría Punta Amarilla la medalla de oro//

La Genbukai Colombia Dojo Todomura escuela de campeones es dirigida por el Sensei (maestro) Jesús Cárdenas, un ciudadano venezolano que en diálogo  con Edgar Salas y La Entrevista, contó que llegó a Colombia guiado por el amor, que el amor se desvaneció en los gajes de la vida, pero él se quedó enamorado entonces de Colombia y del deporte ‘de la ‘mano vacía’ literalmente la definición de Karate,   Modalidad de lucha japonesa , basada en golpes secos realizados con el borde de la mano , los codos o los pies , y que es fundamentalmente un arte de defensa.

Cuando los padres y alumnos van llegando al ‘Dojo’, lugar de entrenamiento, esta vez el del Versalles, se van conociendo historias, y la gran mayoría hablan de la ansiedad de los participantes, esos que a menudo un sábado se levantan tarde en casa, esta mañana fueron los primeros, la insistencia de las niñas por salir lo más pronto posible, la insistencia de lavar y planchar el uniforme, la ansiedad de iniciar la competencia.

Danna Villamizar y Rafael Bonilla, fueron dos de los grandes triunfadores de la jornada//

Genbu-Kai tiene un significado específico. «Gen» significa profesional y también original o principiante; «Bu» significa arte marcial. «Kai» es organización, los tres significados conjugan un gran trabajo, el maestro Cárdenas, ha trabajado por que esta mañana sea brillante y vibrante, buscó patrocinadores y premios, medallas y otra serie de reconocimientos originarias de Japón, el hombre se desvive porque las cosas se den…  Arigato Gozai Mashita (Muchas gracias) en japonés diría con satisfacción al final del evento el Sensei Cárdenas.

Se inicia la actividad, el Tatami (lugar del combate) está listo, además se sagrado, no se debe pisar con zapatos, las actividades empiezan con competencias utilizando varias de las armas del Karate el  Rokushakubō (vara) comúnmente llamada Bo, el Sai (arma) (daga corta sin filo) y la Katana (espada), pero sin duda las emociones comienzan a subir cuando se anuncia el rompimiento de tablas, allí babes,   cinturones blanco, punta amarilla, amarillos y naranjas, muestran sus cualidades y aprendizajes, unos nerviosos, otros concentrados, hay quienes se inspiran rompen tablas con un grito airado cargado de victoria con manos abiertas, puños, codos ¡fantástico! Y hasta la cabeza.   

El evento de Karate tuvo momentos vibrantes y sin duda una gran experiencia para su materia prima, los estudiantes//

Los aplausos son sonoros, ya antes se han escuchado con motivo del desfile, la fiesta del Karate, está a plenitud, luego llega la competencia de Kata que no es más que la ‘Forma’ o combinación de técnicas de ataque y defensa, esa es una de las muestras más agradables y la demostración de cada uno de los niños muestra lo que han aprendido y el crecimiento de su técnica.

La última prueba serán los combates, a esta altura de la mañana (11 am) empezaron dos horas atrás, ante la presencia de tantos niños y padres en el mismo lugar se siente la ansiedad, pero los golpes y patadas, gritos de combate, guantes y cascos multicolores, vuelven a enganchar a los asistentes y se trasladan a Japón. ¡ataca con un Fumikiri ¡(Golpe cortante), ¡dale un Fumikomi! (Golpe aplastante), a vaina samarios japoneses…

Maiki Sánchez, Jean Pierre Pérez, Marianela Robles y Juan Esteban Acosta, karatecas con futuro//

La jornada termina con alegrías y una que otra frustración, hay niños que entienden que ganar siempre será mejor, pero el Karate enseña que perder es ganar un poco, como diría Maturana, algunos padres, se sienten incómodos con algunos fallos arbitrales, pero luego brota una sonrisa de ¡otra vez será! Las medallas de oro, plata y bronce se cuelgan en unos pechos más que otros, las medallas de reconocimiento a la constancia y el esfuerzo también llegan al cuello, hay detalles para endulzar la vida envueltos en bolsas de papel y un gran trofeo que se lleva la campeona del torneo.

Ha terminado el tercer torneo de la   Genbukai Colombia Dojo Todomura escuela de campeones, queda una enseñanza que la próxima actividad tendrá que tener Kiotsuke (Atención) si sé que cae Kiritsu (levantarse), estar Yoi (preparados) siempre Kamae (en guardia) y Hajime (comenzar) de nuevo si corresponde, porque el Karate es una forma de vida.  

Aquí se demuestra que el Karate de Santa Marta tiene futuro y el ‘Sensei’ Jesús Cárdenas, es su gran promotor//